Posted

“Cuando estás con alguien a quien amas mucho
puedes hablar y es agradable, pero la realidad
no está en la conversación.
Está simplemente en estar juntos.
La meditación es la máxima forma de oración.
En ella te encuentras tan cerca de Dios que no necesitas decir nada.
Tan solo es genial estar juntos.”
– Swami Chetananda

La meditación ofrece una apreciación más profunda de cómo las cosas están interrelacionadas y del rol que juega cada persona. Las reglas de este juego son simples: honestidad contigo mismo acerca de dónde estás en tu vida y aprender a escuchar para oír cómo es. La meditación es una forma más profunda de escuchar, para oír desde un espacio más profundo, cómo es exactamente. La meditación te ayudará a silenciar tu mente, a aumentar tu habilidad de intuición y comprensión y a darte una sensación de paz interior.

Si meditas de manera regular, incluso cuando no sientes ganas de hacerlo, obtendrás grandes beneficios, pues te permitirá ver cómo tus pensamientos te imponen límites. Tus resistencias a la meditación son tus prisiones mentales en miniatura.
Cuando le pregunté a Maharajji cómo meditar él dijo, “Medita como Cristo.” Yo dije, “Maharajji, ¿cómo meditaba Cristo?” Hizo silencio y cerró sus ojos. Luego de unos minutos tenía una expresión radiante en su cara y una lágrima descendió por su mejilla. Abrió sus ojos y dijo, “Se perdía en Amor.” Intenta la meditación de perderte en amor….

 

~ Ram Dass

 

Photo by Eco Dalla Luna via Flickr. Used under the creative commons license.

Spanish Articles

Comments

comments